fbpx

La Voz de Motul

Editorial

EL COCAY.

Si has pasado una noche en el campo y has visto una chispa de luz moviéndose entre la yerba, es el cocay (luciérnaga).  Hace mucho tiempo había un hombre muy querido por todos, quien tan solo con frotar una piedra verde lograba curar las enfermedades de quienes acudían a sus consultas. Un día perdió la piedra, entonces reunió al venado, a la liebre, al zopilote y al cocay para que lo ayudarán a buscarla. Con gran dedicación, el cocay buscaba pacientemente en cada rincón y cueva, en tanto la liebre corría tan de prisa y el zopilote volaba muy alto que no la encontraban. En cambio, el venado la encontró y su ambición le hizo tragársela para ser él quien curara a todos. Sin embargo se enfermó y la devolvió. Finalmente, el cocay encontró la piedra y la entregó. El curandero agradecido le enseñó que ahora tiene una luz que sale de su cuerpo representando la nobleza de sus sentimientos y lo brillante de su inteligencia y que la acompañará siempre para guiar su camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
A %d blogueros les gusta esto: