La Voz de Motul

Editorial

EL PÚLPITO DE LA IGLESIA DE MOTUL.

VALERIO BUENFIL, CRONISTA DE MOTUL.

En el convento franciscano de esta ciudad de Motul, existió un púlpito de madera tallada, así lo señaló en uno de sus escritos la investigadora Elisa Vargas Lugo, especializada en la historia del arte, particularmente del periodo Colonial, al respecto dice “En el convento franciscano de la ciudad de Motul en la península yucateca se encuentra un púlpito de madera tallada de gran interés artístico por su carácter formal, derivado de las corrientes artísticas del siglo XVI.

Según el padre López de Cogolludo, éste convento fue fundado en 1567, pero no fue hasta la centuria siguiente cuando la construcción se llevó a cabo. El mismo López de Cogolludo nos dice que el padre Fray Diego de Cervantes, Guardián del convento en 1648:

“…subió las murallas de la iglesia, cubrió la capilla mayor de media naranja y el cuerpo de la iglesia de cañón de bóveda, aunque faltando no más de lo coge el coro, por cubrir, enfermó y murió de peste en 1648…El trazo de la iglesia de Motul lo hizo el Padre Fray Marcos de Manzista, que sin ser arquitecto, era muy capaz. Esta iglesia la acabó el P. Fray José de Narváez, siendo Guardián del convento”.

Estas informaciones coinciden perfectamente con la terminación del templo, que se encuentra inscrita en la fachada y que es la de 1651. Por lo tanto la obra que nos ocupa debió ser hecha en el siglo XVII- aunque formalmente se relacione más con las obras del siglo XVI, que con las del XVII, ya barrocas- pues antes, no estando construida la iglesia, no es posible que se pensara en la existencia del púlpito.

Éste está estructurado por medio de doce caras, seis más anchas que las otras seis. En las caras más anchas aparecen figuras de santos frailes entre las que se distinguen la de Santo Tomás de Aquino y la de San Francisco.

Entre cada santo se encuentra una figura de cariátide colocada en planos que sobresalen sobre los paños en que están las figuras de los frailes, quedando estos encerrados en una especie de nichos poco profundos, según puede apreciarse en las fotografías. Todas las figuras de los santos varones levantan sus cabezas hacía la parte superior del púlpito indicando así la atención con que deben de escucharse las palabras del predicador. (Lámina 2 y 3).

Esta obra de talla como hemos dicho, estuvo estofada y todavía pueden verse restos del oro laminado que antes la revestía, debajo de la capa de pintura que la cubre. Artísticamente la pieza se presenta, a los ojos del espectador dentro de un contrapunto formal muy sutil.

Se destacan, igualmente potentes, unos valores arcaizantes íntimamente unidos a otros de linaje renacentista. Los relieves planos que aparecen en muchas partes de las figuras, así como la ingenuidad con que está resuelta su anatomía, recuerdan ciertas obras romanizantes al mismo tiempo que de ellos se desprende una finura y delicadeza de expresión que rebasando este gusto parece perseguir una meta formal más naturalista, más culta.

Así, aunque la mayor parte de la talla presenta soluciones ingenuas y desproporcionadas –por ejemplo el tratamiento de los paños sobre todo en la figura de las cariátides o el aplanamiento de los volúmenes en general-, las figuras de monjes y cariátides tiene una indefinible elegancia y la dulzura de sus rostros y actitudes suaviza el oficio de cepa popular.

En suma, se trata de una preciosa obra representativa de las primicias híbridas del arte mexicano, propias del fenómeno de aculturación al arte occidental. Finalmente hemos de advertir que esta obra recuerda los magníficos altares del templo de Maní, en el mismo estado, en los cuales las características de la talla son muy parecidas a las mencionadas aquí y en donde se emplearon también cariátides en la composición, si bien esas obras en su conjunto parecen de oficio más culto, que el púlpito que presentamos aquí”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: Contenido Protegido
A %d blogueros les gusta esto: